SEFF,IX edición. Sección Oficial.’Gébo et l´Ombre’: El hijo pródigo

Sostiene Manoel de Oliveira, realizador portugués universalmente conocido y reconocido, que filma contra la muerte. A sus 104 años, tiene la convicción de que, si dejara de rodar,  ella le atraparía. Ya está preparando otra tras esta, su última propuesta, que concursa en el Festival en la Sección Oficial.

Basada en una obra teatral del autor luso Raúl Brandao, la historia se desarrolla en el interior de una casa, en la que viven con penurias tres personajes. Un contable digno y honrado, su mujer y su nuera. El ausente, cuya fuerte presencia gravita entre ell@s, es el hijo y marido respectivamente desaparecido hace ocho años. La madre le llora, pero su marido y la esposa conocen turbios secretos que ella ignora…

Esta cinta contiene muchas de las señas de identidad, tanto en el fondo como en la forma, del cine de su autor. Planos fijos, adaptación literaria, personajes que dialogan y teorizan… Pero, por decirlo de alguna manera, es más austera que las precedentes ‘Singularidades de una chica rubia’ y ‘El extraño caso de Angélica’. Los personajes apenas si se mueven, el origen teatral es evidente, un único escenario y sólo una visita y una aparición sorpresa cambian el curso del relato.

Nada que ver, sin embargo, con el teatro filmado, pese a lo que pueda parecer. El incontestable talento de Oliveira lo convierte en un ejercicio cinematográfico atípico, lleno de matices y sutilezas. Con una observación de personajes y sus complicidades, afectos y desafectos mutuos más que curiosa. Como los contrastes entre sus valores, principios y formas de vida, frente a los del hijo pródigo.  Y sus actores saben estar a la altura… Excelente Michael Lonsdale. Sensible y competente, Leonor Silveira. Correcta, Claudia Cardinale. Estimulantes las breves apariciones de Luis Miguel Cintra y Jeanne Moreau. En cambio, Ricardo Trepa desentona en un registro algo chírriante.

Para la abajo firmante, no estamos ante la mejor película de su autor. De hecho, prefiere las dos anteriormente citadas. Pero hay que verla, claro que hay que verla. Larga vida al maestro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s