‘Sobran las palabras’: Para Jim…

‘Para Jim’ es la dedicatoria que aparece al término de esta película de Nicole Holofcener – Nueva York, cosecha del 60, guionista y directora de cine y televisión – llamada ‘Sobran las palabras’, escrita por ella misma y de 92 minutos de duración. Porque Jim alude al gran James Gandolfini , prematuramente desaparecido en junio del año pasado, y el protagonista de esta cinta, penúltima en la que participó. La conmoción particular de quien esto suscribe, unida a la de todo el universo audiovisual ante esta repentina pérdida, ha hecho que retrasara y postpusiera la visión de este filme y, claro, su reseña.

‘Sobran las palabras – que viene avalada por varias nominaciones a los Globos de Oro, a los Independent Spirit Awards, a los Satellite Awards y que concursó en el Certamen de Gijón – da cuenta del encuentro y relación entre una masajista y un hombre tierno y tranquilo. Ambos tienen muchas cosas en común como ser divorciados y sufrir por la partida de sus hijas a la universidad. Pero una clienta de ella, de identidad inesperada, pondrá en riesgo una relación prometedora.

Sin ser transgresora, ni de fondo, ni de forma, la mirada de la realizadora y guionista es compleja, lúcida y sabia. La escritura del relato es impecable y, bajo una apariencia sencilla, esconde una estimable carga de profundidad. Retrata muy bien a los protagonistas – notables Gandolfini y Julia Louis-Dreyfus – y también a l@s secundarios. Posee agudas observaciónes sobre las relaciones en edades más tardías,  el nacimiento de la intimidad, las diferentes extracciones sociales, el trato con las hijas, el síndrome del nido vacío, las inseguridades del cuerpo a cuerpo, las imprevistas interferencias… Todo ello bajo un prisma adulto, agridulce, irónico y con sentido del humor.

Sólo cabe reprocharle una cosa a un filme despojado de tics transcendentes o autorales, que recomendamos sin reservas. El retrato del personaje interpretado por la estupenda Catherine Keener – una habitual en la filmografía de Holofcener – el único esquemático de todo el reparto. Su talento no debería ser subestimado. Demasiados roles antipáticos y de una pieza. Ahí está también el de ‘El último concierto’… No es justo, ni necesario. Pero véanla, por todo. Y, sobre todo, por él, por el gran, único e irrepetible Jim. Honremos su memoria, en este tributo fílmico a su excelencia interpretativa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s