SEFF, IX edición. Sección Oficial:’Paradise: Faith. Fanatismos

Clausurando la Sección Oficial del Certamen sevillano, tenemos a esta coproducción entre Austria, Francia y Alemania, producida, escrita y dirigida por el vienés Ulrich Seidl. Es la segunda parte de una trilogía sobre el paraíso, de la que la primera, ‘Love’, se ha exhibido en otra Sección de este Festival y la tercera aún no se ha rodado y estará dedicada a la esperanza. Obtuvo el Premio Especial del Jurado en Venecia.

Una enfermera, de edad madura, que trabaja en radiología en un hospital vienés, en apariencia una mujer convencional, tiene una doble vida. Es una católica integrista obsesivo-compulsiva que igue todo tipo de rituales, desde las oraciones más convencionales hasta castigarse con látigo y cilicio, en su día a día.  Sale a la calle, a los barrios poblados por inmigrantes, con la pretensión de evangelizarles a toda costa, sin respetar sus ideas, ni sus deseos.

Es miembro activo de una organización religiosa ultra pero… tiene un marido musulmán parapléjico al que dejó de ver hace años y que regresa a su casa, con el consiguiente estallido de conflictos personales y de creencias. Estos son los mimbres de un relato que, según contó esta mañana la protagonista – magnífica María Hofstätter – necesitó mucha investigación por parte del realizador y del equipo y que comenzó a gestarse en el post 11-S. Entonces, todo el mundo abominaba del islamismo radical y Seidl decidió centrarse en el católico, que afectaba particularmente a ciertos sectores de su país.

Así que el cineasta, con un estilo y puesta en escena nada convencionales, narra esta historia de gentes reales –  se quedaron cortos para lo que llegaron a conocer infiltrándose en uno de sus grupos… – con tanta ferocidad e ironía como humor. No deja títere con cabeza y se agradece. Tiene dos escenas susceptibles de levantar ampollas, y la sorpresa del equipo fué mayúscula al comprobar que no se escandalizaban de la violenta y sí de la sexual. Cosas.

El mano a mano entre el matrimonio no tiene desperdicio, pues si bien al principio él parece más tolerante, luego revela su lado más oscuro rígido, implacable y ferozmente misógino. A decir de su compañera de reparto,  Nabil Saleh, que hace una composición excelente de su personaje, es así en la realidad. Sin comentarios…

Corrosivo y singular alegato contra todo tipo de fanatismos, es una declaración de principios muy cuidada de fondo y forma, contra las abominaciones sectarias religiosas disfrazadas de fe y por la libertad de pensamiento y de creencias. Hay que verla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s