No sólo cine: Diván en violeta…

Quien esto firma expresa su más sentido agradecimiento al Instituto y al Consulado franceses de Sevilla, a la Asociación Andaluza de Psicoterapia Psicoanalítica, a la Unión Provincial de CC.OO, a la librería Relatoras – en cuya sede se celebró una rueda de prensa con la protagonista y posterior firma de libros – y a la Fundación Cajasol, por traer a Marie-France Hirigoyen – ‘El acoso moral’, ‘El acoso moral en el trabajo’, ‘Las nuevas soledades’, ‘El abuso de la debilidad’…- a nuestra ciudad, concretamente a La Casa de la Provincia, y posibilitar un extenso e intenso encuentro con ella, en el que se incluyeron sendas  intervenciones suyas en solitario y debates posteriores, con un descanso de por medio. En total, desde las diez de la mañana hasta pasadas las 14 horas.

La prestigiosa autora, pensadora, psiquiatra, psicoanalista y terapeuta de familia, entre tantas otras cosas, comenzó glosando el hecho de que, como analista, había puesto al descubierto la ‘violencia invisible’ o la ‘normalidad abusiva’. Así fue, pues en ‘El acoso moral’, término acuñado por ella. Una obra de enorme éxito y traducida a 28 idiomas, que detectó la ‘sutileza destructiva’. Sus lectores-as celebraron que alguien le pusiera nombre a lo que estaban sufriendo, pero no así sus colegas quienes se resistieron bastante a este nuevo concepto. Pero ella decidió conceptualizarlo a través de las experiencias que le relataban sus pacientes.

Incluso este término sirvió para poner las cosas en su sitio y replicar a cuant@s profesionales hablaban de masoquismo, de ‘goce de las víctimas’. Con Freud, producto de su tiempo, al fin y al cabo, a la cabeza, que atribuía esta tendencia especialmente a las mujeres. Un año después del libro, una ley sancionaba este tipo de acoso en Francia, un tipo de acoso que apela a la noción del bien y del mal, a una violencia psicológica muy difícilmente demostrable y menos aún, punible. También esta violencia fue reconocida jurídicamente poco después de publicar su ‘Mujeres dominadas’, que en castellano titularon como ‘Mujeres maltratadas’.

En cuanto a ‘El abuso de debilidad’ Y otras manipulaciones’, tampoco es fácil detectarlo porque los límites entre lo normal y lo anormal están confundidos en nuestras sociedades contemporáneas. Las personas más listas y brillantes cruzan esas fronteras y hay abusos escandalosos, como timos o estafas, que no pueden denunciarse, porque lo que no se nombra, no existe. Esto lo ha visto claro en sus pacientes. Se está en la violencia, si esta es nombrada. Una víctima ha de ser reconocida como tal para salir de este ciclo terrible, y, paradójicamente, las personas que más sufren no son las más demostrativas, al contrario. Porque lo inaceptable a estos niveles varía mucho histórica y geográficamente.

En el diván, Hirigoyen  ha desmontado el pernicioso cliché del consentimiento de las víctimas. Aunque ella misma admite que, contra el mal de una época que requiere certezas, hay que dudar, cuestionar e interrogarse. Confiesa que no da respuestas, sino que plantea preguntas. Pero sí enuncia el término de ‘consentimiento mitigado’, una ‘aceptación’ del abuso por parte de quienes lo sufren, muy condicionado por las circunstancias. Como el de la mujer que accede a tener relaciones sexuales con su pareja para calmar su tensión o agresividad… Pero si no se es consciente, si no se llama a estas  cosas por su nombre, se cae en la trampa y se resulta cómplice involuntari@ de esta dinámica de violencia perversa.

También ha desenmascarado al agresor, al culpable, al ‘perverso narcisista’. A sus características y a su ‘modus operandi’. Entre las primeras están la megalomanía (por baja autoestima), el arribismo, la seducción, la adaptabilidad, la irresponsabilidad, el egoísmo, la ausencia de sentido moral, de escrúpulos y de culpabilidad, la astucia, el dominio del lenguaje, la deformación de la realidad, la mitomanía, el victimizarse y el vampirismo emocional. No es un enfermo al uso, está en la frontera. Es un `psicópata de cuello blanco’. Entre ellos, timadores, mitómanos y falsos que detectan en l@s otr@s la debilidad que les resultará tan rentable. Y, lamentablemente, es una ‘personalidad a la moda’, tiene cualidades que conducen al éxito.

Habló también de l@s niñ@s en las separaciones conflictivas y dolorosas. De la custodia compartida, sobre la que no quiere generalizar. De que ‘los tiranos a los que no se teme, son los tiranos vencidos’, aunque ello no excluya, ni minimice su peligrosidad. De los entornos de las víctimas y su pasividad porque ‘nadie ve nada y se pierden las referencias de lo aceptable y de lo no aceptable’. De que puede salirse, aunque sea duro, por el estrés postraumático, de una situación de violencia. De que tienen más pervers@s en los divanes, en los tiempos que corren, que neurótic@s. De… Lo dicho, GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS.

Anuncios

4 Respuestas a “No sólo cine: Diván en violeta…

  1. Muchas gracias por este interesante artículo que da cuenta de esta intensa mañana que pasamos el sábado con Marie-France Hirigoyen. If Séville en facebook

  2. Gracias a vosotr@s y a todos los organizadores-as, por hacerlo posible. De verdad, gracias. Una mañana intensa, como decís, estimulante y enriquecedora hasta decir basta. GRACIAS.

  3. Comparto lo interesante de la Conferencia de Marie-France Hirigoyen, se nos ha quedado corto, creo que debiéramos hacer un esfuerzo por compartir un Taller de dos dias para profundizar en sus conocimientos. Nosotras, desde la Secretaria de la Mujer de CC.OO nos sumamos a ello.

  4. Efectivamente, pese a lo denso e intenso del encuentro, nos supo a poco. Y me sumo absolutamente a la idea del Taller o Jornadas. Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s