SEFF, XI Edición. Sección Oficial.Tomas VIII y IX: Postales desde el filo

En esta jornada, la Sección Oficial nos ha ofrecido dos películas muy diferentes en temáticas y estilos, pero con el denominador común de mostrar situaciones y personajes al límite y de que ambas, aún cuando exhiban credenciales europeas – de Italia y Francia, concretamente – son inequívocamente made in USA.

La primera es ‘Hungry hearts’ y la firma el italiano Saverio Costanzo. Su historia comienza cuando ambos protagonistas – excelentes Adam Driver y Alba Rohrwarcher, Copas Volpi al Mejor Actor y a la Mejor Actriz, en Venecia – se conocen al quedar encerrados en el servicio de un restaurante chino y su química, tras superar algunas situaciones embarazosas y divertidas, es inmediata. Tras contraer matrimonio, al quedarse ella encinta y nacer su hijo, la relación entre ellos, por desacuerdo respecto a la crianza del bebé, se tornará angustiosa y dramática.

Un comienzo prometedor, junto a un clima y una puesta en escena claustrofóbicos e inquietantes, que se malogran por el esquematismo de sus planteamientos y la progresiva insania de la mujer tendenciosamente representada como vegana, no por animalismo, sino por proteger al bebé de los ‘venenos exteriores’. Así que el hijo no crece y pierde peso por los mejunjes de verduras, semillas y aceites purificadores que le da la madre, oponiendo a este régimen el “saludable” de la suegra cuya casa está llena de cabezas de ciervo disecadas y de armas… Por si esto fuera poco, la protagonista interpone además una denuncia falsa de maltrato. Penoso.

Como penosos son los presupuestos de la segunda. La francesa, ‘The smell of us’, de Larry Clark. Otro americano en París, haciendo siempre la misma película, tras ‘Kids’ y ‘Ken Park’ . Sólo que cada vez más pretendidamente osada, cada vez rizando más el rizo de la supuesta audacia y, a la postre, vacuidad más absoluta. En esta un@s skaters de buena familia ocupan su tiempo fornicando, prostituyéndose y consumiendo todo tipo de sustancias ilegales. Sus hermosos cuerpos se ven confrontados con los estragados de sus clientes-as de la tercera edad. Sin apenas guión, reiterativa, plana, mirándose al propio ombligo y directamente insultante. Absténganse.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s